SANDIA

 

1. Nombre Científico: Citrullus lanatus

2. Identificación del Producto:

La Sandía es una enredadera (con zarcillos trepadores) de la familia de las Curcubitaceas; Es una planta herbácea anual cultivada por su fruto de gran tamaño. El número de frutas por tallo (de enredadera) varia de entre 2 y 15 unidades con pesos que varían de 1.36 kgs. a 22.68 kgs. (3 lbs. a 50 lbs.). Esta fruta tiene una cáscara dura y un interior carnoso dulce cuando madura.

La Sandía es una fruta de clima caliente, que se da bien en las estaciones calurosas de aquellas regiones con cuatro estaciones; en temperaturas bajas esta planta no se desarrolla adecuadamente.

La Sandía se caracteriza por ser 92 por ciento agua y 8 por ciento azúcares naturales. En cuanto a sus aspectos nutritivos la Sandía contiene 9% de carbohidratos, 8% fibra dietética, 20% de vitamina A, 25% de vitamina C, 2% de calcio, 4% de hierro, fósforo, azúcares y proteína.

La Sandía es nativa del Africa, y la primera cosecha de sandía registrada fue hace 5,000 años en Egipto, donde se valoraba no solo por su sabor, sino también por su belleza. El fruto fue introducido a las Américas en el siglo 16.

3. Variedad

Jubilee, Miki Lee, Charleston Gray, Crimson Sweet

4. Ecología y Siembra

La Sandía requiere para su cultivo óptimo, lugares soleados con temperatura de entre 25° C. y 30° C. Es una planta resistente a la sequías, pero requiere de buena irrigación al principio del cultivo, para garantizar buenos rendimientos. Se requiere para el cultivo de la Sandía suelos profundos, franco areno arcilloso, con buen drenaje, con pH óptimo de entre 6.0 y 6.5, y altura mínima de cero (0) metros sobre el nivel del mar.

El cultivo de la Sandía comienza a partir de semilla, colocándose de 2 a 3 semillas en un agujero o en un surco a una profundidad de 2 cm. El espaciamiento mas usado tanto en plantío en surco como en agujero es de 2 mts. por 2 mts.,

pudiéndose usar espaciamiento de 3 mts. por 1 mts. en plantíos en surco. La mejor época en Panamá para sembrar este rubro es en el mes de octubre y principios del mes de noviembre.

Es recomendable enviar muestras de suelo donde se plantará la Sandía al laboratorio de análisis de suelo para saber que cantidades de calcio y de abono deben ser aplicados. En el caso de la aplicación de cal se recomienda la utilización la mas fina (granulometría) posible y de preferencia dolomítica. La Sandía es una planta muy exigente en calcio y magnesio, y es una de las cucubitaceas mas tolerantes a la acidez, pudiendo ser cultivada en suelos con pH´s entre 5.0 y 6.8 .

5. Características

La Sandía es una enredadera con hojas oxagonales, que en nuestro medio, aunque puede ser cultivada durante todo el año, su mejor época para plantar es en el período donde se tiene mayor humedad al inicio del cultivo, y la mejor época para cosechar, aquella con sequedad.

5.1 Aspecto

La Sandía para la exportación debe ser simétrica y uniforme en apariencia. La superficie debe ser cerosa y de apariencia brillante. El fruto no debe tener cicatrices, quemaduras de sol, abrasiones (por manejo y tránsito), otros defectos en la superficie, ni tierra. La Sandía no debe presentar evidencias de magulladuras y debe percibirse como pesada para su tamaño.

5.2 Desinfección

Para el control de plagas en el cultivo de Sandía se utilizan nematicidas, fungicida, insecticidas y herbicidas. Se deberá tener el mayor cuidado al seleccionar y escoger la técnica de aplicación de estos productos a fin de no incurrir en riesgo de contaminación o adición de residuos tóxicos a la Sandía.

Los residuos de pesticidas no deben exceder la tolerancia descrita en la norma nacional del país importador. En ausencia de alguna normativa sobre residuos de pesticidas por parte del país importador, se recomienda que dichos residuos no excedan las tolerancias descritas por el Comité del Codex Alimentarius sobre residuos de pesticidas de la Comisión conjunta FAO/OMS, esto con la intención de garantizar condiciones sanitarias confiables para la ingesta por parte del consumidor final, y garantizar la calidad mínima aceptable del producto panameño de exportación.

5.3 Calidad de la Sandía

Además de las condiciones de aspecto citadas en el punto 5.1, la Sandía de calidad para la exportación se debe caracterizar por estar maduras, tener la piel del color característico y la parte carnosa interior de color rojo, con un contenido mínimo de azúcar de un 10%, de forma uniforme, libre de deterioro interno y externo (ver 5.1) y peso entre 2.5 kgs. a 5 kgs. (5 1/2 lbs. a 11 lbs.).

6. Cosecha

La cosecha de la Sandía debe iniciarse a los 90 días de plantado el rubro. El punto ideal de cosecha se indica cuando el zarcillo mas próximo a la Sandía, localizado en la inserción del pedúnculo del fruto con el tallo, se marchita y el área del fruto en contacto con el suelo se torna de blanco a crema amarillento.

7. Rendimiento por Hectárea:

El rendimiento varia según la variedad de la Sandía, pero un promedio de 20,000 kgs. por hectárea, puede ser esperado.

8. Estacionalidad

La Sandía en nuestro país se ofrece para la de exportación a partir de finales de Diciembre hasta principios de Mayo.

9. Manejo Post Cosecha

La Sandía puede ser almacenada satisfactoriamente hasta por tres semanas, si se aplican técnicas adecuadas de manejo y post-cosecha.

9.1 Cosecha

La Sandía debe ser cosechada en su estado maduro cuando la concentración de azucares está al máximo. La madurez se alcanza cuando el área de contacto del fruto con el suelo es de color crema amarillento y se escucha un sonido hueco al golpear suavemente el fruto con los nudillos, el zarcillo mas cercano al fruto se marchita y los finos pelos del tallo, hasta los 3 cm. del fruto, desaparecen.

La cosecha debe hacerse con un cuchillo afilado o una podadora (tijera de jardinero), dejando 3 cm. de tallo adjunto al fruto. No debe cosecharse fruto de enredaderas muertas o moribundas.

Si las Sandías se manejan adecuadamente y se almacenan bajo condiciones apropiadas, este rubro puede ser almacenado satisfactoriamente de entre 14 y 21 días.

Estas frutas deben ser transportadas del campo a las instalaciones de selección y empaque en cajas de campo con capas de "foam", o a granel separadas con "foam" por capas. El estibado a granel debe ser evitado siempre que sea posible, por su propensión a daños por abrasión y magullamiento. La cosecha de la Sandía después de períodos prolongados de lluvias debe evitarse. Los tratamiento post-cosecha con funguicidas y cera, no se aplican usualmente a la Sandía.

9.2 Embalaje y Clasificación para la Exportación

Las Sandías, al momento de ser transportadas a las facilidades de clasificación y empaque, como también durante el tiempo de espera para ser descargadas, deben ser protegidas del sol y la lluvia. Las Sandias deben ser desestibadas a mano de los camiones que las transportan, ya que procedimientos mecanizados no son apropiados.

Las Sandías son clasificadas en términos de tamaño y madurez. Las frutas de una misma caja deben ser del mismo peso y dimensiones, no aceptándose variaciones de esta especificación. Los frutos que muestren las siguientes señales: maduración, deterioro, pudrición, áreas blandas, quemaduras de sol, daños por insecto, cicatrices excesivas, rajaduras, áreas hundidas, magulladuras, abrasiones por tránsito u otros daños mecánicos, deformaciones o inmadurez, serán rechazadas.

El peso neto mínimo de las cajas de Sandía para la exportación debe ser de 18.13 kgs. (40 lbs.), con 3 a 8 frutas por caja. La Sandía también se exporta en cajas de 31.75 kgs. a 34.01 kgs. (70 lbs. a 75 lbs.) en especial para el mercado de EE.UU. Las Sandías en una misma caja serán aproximadamente del mismo tamaño. La profundidad de la caja será en función del tamaño máximo de las Sandías que contenga. Se recomienda una cama de papel triturado al fondo de cada caja para reducir la incidencia de magulladuras. De ser posible se recomienda divisores de cartón colocados entre cada fruta para reducir las abrasiones en tránsito. Las cajas al ser llenadas no deben presentar protuberancias por su parte superior o sus costados, ya que la no observancia de esta indicación producirá durante el tránsito magulladuras o rajaduras en la fruta. Las Sandías no deben empacarse apretadas en sus cajas, ya que de no seguirse esta indicación se le producirán rajaduras a la fruta.

La Sandía debe ser empacada preferiblemente en cajas de cartón totalmente telescopiable de doble pared; se puede usar cajas de cartón de una sola pieza con abertura arriba o cajas totalmente cerradas; estas usualmente presentan menor resistencia a la rotura, pero son adecuadas si son paletizadas.

Las cajas deben soportar esfuerzos a la rotura de entre 19.33 kg/cm2 (275 lb/plg2) y 24.60 kg/cm2 (350 lb/plg2). Cuando se usen grapas para conformar las cajas, debe tenerse especial cuidado en asegurar que estas estén completamente cerrada para prevenir daños a las Sandías.

Las dimensiones internas de las cajas de exportación de Sandía pueden ser:

Alto X Largo X Ancho

* 22.0 X 60.0 X 50.0 cm. (8.66" X 23.62" X 19.68")

* 20.0 X 51.0 X 34.0 cm. (7.87" X 20.08" X 13.39")

El empaque debe ser diseñado para ofrecer buena ventilación al producto. El rotulado de las cajas responderá a las exigencias de los diferentes mercados de exportación.

Para minimizar daños a las frutas por efecto de mucha manipulación, se prefiere la "paletización". El movimiento de frutas dentro de un centro de acopio y empaque o durante almacenaje temporal se verá beneficiado por la utilización de "pallets". Para el envío marítimo de Sandía se recomienda la "paletización".

La Sandía para la exportación debe ser pre-enfriada a 10° C. dentro de las primeras 24 horas de cosechada la fruta. Temperaturas del fruto en el campo, de 28° C. a 35° C. deben ser reducidas a por lo menos 15° C. tan pronto como sea posible, ya que a mayores temperaturas, ocurrirá la rápida maduración del fruto.

10. Transporte y Almacenaje

La Sandía después de cosechada debe ser enfriada tan pronto como sea posible a temperaturas entre 10° C. y 16° C. Las condiciones óptima de almacenaje serán: (1) temperaturas entre 10° C. y 12° C. y (2) humedad relativa entre 80% y 90%.

Aquellos embarques remitidos por aire deben ser enviados en "pallets" en vez de contenedores aéreos. No se debe permitir que previo al envío, las cajas de frutas estén al sol. La acumulación de etileno y calor en contenedores aéreos cerrados resultará en pérdida de calidad del producto y hasta pudrición. Los embarques vía marítima deben hacerse en contenedores refrigerados a 12° C., enviándose solo fruta de la mas alta calidad, al nivel de madurez indicado en función del tiempo de travesía y la vida en anaquel promedio esperada.

11. Pérdidas Potenciales en Post-Cosecha

La mayoría de las pérdidas en embarques de Sandía se deben a sobre madurez, rajaduras, partiduras y colapso de las frutas. Estos problemas están asociados a la madurez del producto y a los procedimientos de empaque y manejo de la fruta. Fruta completamente madura es mas susceptible a daños, por lo tanto requiere mayor cuidado en su manejo. El producto ya empacado no debe tirarse ni dejarse caer. El sobre llenado de las cajas debe evitarse ya que se producirán magulladuras por el roce, resultando en ablandamiento en las áreas afectadas e infestación microbiana en dichas áreas.

11.1 Daños Mecánicos

Las magulladura cerca del pedúnculo es el daño mecánico mas común, aunque también arañazos y perforaciones puede ocurrir con frecuencia en los costados de la fruta. El manejo severo puede resultar en rajaduras de las Sandías. Los daños mecánicos pueden ocurrir en cualquier parte de la cadena del manejo y pueden ser mas prevalecientes en condiciones frías que en condiciones mas calurosas, por ellos se recomienda un cuidadoso y adecuado manejo para minimizar en daño potencial.

11.2 Daños por Exposición a Temperaturas Bajas

La Sandía mostrará efectos por congelamiento a temperaturas por debajo de -4° C. Daños por enfriamiento se manifestarán durante almacenaje por debajo de 10° C., cuya severidad estará en función de la temperatura exacta y el período de exposición.

11.3 Daños Patológicos

Algunas de las enfermedades causantes de pérdidas en Sandía son:

(1) Anthracnose (Colletotrichum langenarium):

caracterizado por lesiones en la superficie del fruto, circulares o alargadas de color verde oscuro; estas aumentarán gradualmente de tamaño, tornándose chocolates y hundidas. La enfermedad es latente en el campo y solo se hace aparente después del envío, particularmente si el enfriamiento se vio retrasado y la humedad era alta. La forma de controlar esta enfermedad es con la aplicación de medidas de control en el campo, antes de la cosecha.

(2) Pudrición a final del tallo (Diplodia natalensis):

causa el desarrollo de áreas chocolatosas, suaves y empapadas de agua. La pudrición se presenta en la superficie cortada del tallo, aunque puede entrar a través de heridas abiertas y por las magulladuras. Se podrá reducir esta afección cortando el tallo, dejando solo 2.5 cm. de este adjunto al fruto y tratándose con pasta o cera.

12. Consideraciones de Entrada de la Sandía a los Mercados de Importación

Los principales mercados para la exportación de Sandía procedente de Panamá son: EE.UU., Canadá, Reino Unido. Estos mercados exigen Sandías de color verde oscuras con pequeñas manchas amarillas características del rubro, de forma uniforme y bien formada, limpia, libre de magulladuras y de daños por insectos.

El período óptimo para la exportación de Sandía de la cuenca del caribe a los mercados señalados es de Diciembre a Abril. Cabe señalar que es de primordial importancia para la competitividad y permanencia de la Sandía en el mercado, la estabilidad de la calidad del rubro, la conformidad con el tamaño especificado y el regular suministro del producto.

La Sandía es altamente susceptible al deterioro si se maneja o almacena incorrectamente. Almacenaje a temperatura de 12° C es recomendable para maximizar la vida mercadeable del rubro. Manejo del producto a temperaturas por debajo o por arriba de la anteriormente indicada producirá daños por congelamiento o deterioro por pudrición. La Sandía no debe ser almacenada con productos que generan etileno, ya que se producirá deterioro de la parte carnosa interna de la sandía y pudrición.

12.1 Estados Unidos

La Sandía entra a los EE.UU. bajo el programa denominado como la "Iniciativa para la Cuenca del Caribe" conocido usualmente como el "CBI". Bajo este programa este producto paga 0% de impuesto de importación. Se recomienda investigar estado por estado y ciudad por ciudad (o territorio) si existen algún impuesto o tasa que deba pagarse, como pueden ser impuestos estatales o impuestos al consumo conocidos como "sales tax".

Estados Unidos no exige certificados fitosanitario para la entrada a EE.UU. continental de este producto; ellos inspeccionarán aleatoriamente la mercancía que llegue de nuestro país.

Cabe señalar que en los EE.UU. existe desde Enero de 1978 el documento editado por el Departamento de Agricultura de los Estados Unidos denominado "United States Standard for Grades of Watermelon" (Norma de los Estados Unidos para la Clasificación de Sandías), que clasifica la calidad de la Sandía. Este documento puede servir a los exportadores panameños para que al momento de negociar, exista una referencia clara de los parámetros usados para medir la calidad de este rubro en los EE.UU. y así lograr entender los requerimientos del importador y sus criterios de evaluación de calidad.

12.2 Europa

La Sandía entra a Europa bajo el SGP, en el "Programa Especial de Cooperación de la CE para Exportaciones Agrícolas y Agroindustriales para Panamá y Centroamérica", conocido usualmente como el "Reglamento de la CE No. 3900" que fue expedido inicialmente el 16 de diciembre de 1991.

El programa anteriormente señalado ha sido extendido hasta el 2004. Dicho programa ha cambiado de designación y la última que conocemos (aunque sabemos que existe otra pendiente de identificación que trata sobre la extensión al 2004) es el Reglamento (CE) No. 1256/96 del 20 de junio de 1996 que extendió la vigencia del Reglamento 3900 al 30 de junio de 1999. Bajo este programa este producto paga 0% de impuesto de importación. Se recomienda investigar país por país si existen algún impuesto o tasa que deba pagarse, como pueden ser impuestos estatales, provinciales o impuestos al consumo conocidos como "VAT".

Europa exige certificados fitosanitario para la entrada a este producto, pero se reserva el derecho de aceptar o no dicha certificación, que en el caso negativo implica la inspección puntual en punto de entrada por las autoridades correspondientes de cada país.

14. Bibliografía

- "Postharvest Handling of Watermelon (excerpt), Product Specifications and Postharvest Handling for Fruits, Vegetables and Root Crops Exported from the Caribbean"; Dr. A.P. Medlicott (Fintrac).

- "Perfil de la Sandía", Dirección de Promoción de Exportaciones - VICOMEX

- "Cultura da Melancia"; Agridata, Brasil.

- "Watermelon - General Introduction"; Rhodes, David; Perdue University; 1999.

- "Watermelon"; Marr, Charles W.; Tisserat, Ned; Kansas State University, Agricultural Experiment Station and Cooperative Extension Service; 1998.

- "Watermelon Produce Facts - Recommendations for Maintaining Postharvest Quality"; Suslow, Trevor V.; Department of Vegetable Crops, University of California - Davis.

- "Watermelon History"; National Watermelon Promotion Board.

- "United States Standards for Grades of Watermelons"; USDA, Agricultural Marketing Service, Fruit and Vegetable Division, Fresh Products Branch; 1978.

- "Programa de Promoción de Exportaciones de Rubros Agropecuarios, Año 96-97; Instituto de Mercadeo Agropecuario; 1996.

 

JTG/